El equipo especial bávaro-cubano en la fiesta de la cerveza Oktoberfest – Parte II

Mi último artículo habla acerca de cómo se me ocurrió la idea de trabajar en la famosa fiesta de la cerveza en la Wiesn (Oktoberfest) y de cómo apliqué para conseguir esa posición. Hoy quiero contarles acerca de cómo fue mi experiencia trabajando ahí.

https://www.facebook.com/itravelanddance/videos/481173638930024/

 

16 de septiembre – 3 de octubre: 18 días consecutivos trabajando en el Oktoberfest!!!

En mi primer día de trabajo en el Oktoberfest yo estaba extemadamente nerviosa y asustada pensando que no podría hacerlo. Todo el tiempo estaba tratando de analizar cómo optimizar el trayecto para llevar las cervezas a las mesas si es que pedían muchas cervezas en una misma orden. Cómo llevarlas? Qué pensarán los otros de mí si no puedo cargar muchas cervezas? Ohhh… yo solo pensaba y pensaba, tal vez demasiado. Cuando la primera orden grande de cervezas llegó, nuestra colega Gisela fue conmigo y con Sophia para mostrarnos nuevamente y controlar que las agarráramos de forma adecuada y pues sí, lo hicimos! Desde ese momento simplemente continuamos trabajando sin pensar tanto y poco a poco nos dimos cuenta que realmente nos estábamos divirtiendo en el trabajo, Magnífico!

A partir de ahí todo pasó más rápido de lo esperado. De minuto a minuto podía cargar más y más cervezas.

Todavía no puedo creer que realmete cargué 8 litros de cerveza (17,6kg)

 

Todavía no puedo creer que realmete cargué 8 litros de cerveza (17,6kg)

Normalmente cuando trabajas en equipo de 2 una se encargade las cervezas y la otra de la comida. Yo ya le había dicho a Sophia que no creía poder cargar esa bandeja de comida que era tan grande como yo misma, así que decidimos que yo me encargaría de las bebidas y ella de la comida, ya que ella es más alta que yo. Sin embargo, mientras trabajábamos, a veces me pedían algo de comer y ella estaba ocupada, así que tenía que ayudarla. Me refiero a que no se trata solo de vender más y hacer más dinero, sino de darle una buena atención al cliente. Obviamente no podía hacer que los clientes esperaran mucho tiempo por su orden de comida, así que si Sophia estaba ocupada, pues yo agarraba la segunda bandeja, que era un poco más pequeña que la otra, y traía los pedidos de comida desde la cocina a las mesas rezando por todo el camino para que ningún plato cayera al suelo, jaja. En mi tercer día de trabajo un colega me vió agarrando la bandeja en una posición equivocada y me corrigió, así como también me sugirió que intentara con la bandeja grande también. Sentía que cada día aprendía algo nuevo y me desafiaba a mi misma. Le agradecí por su ayuda.

Mi colega Sophia llevando la comida
Yo llevando la comida

Después de un par de días trabajando ya nos sentíamos más seguras, empleábamos mas tiempo conversando con nuestros clientes, estableciendo una buena relación de camarera-cliente que al final incluso hasta nos ayudaba a recibir mas propinas de ellos. Tuvimos clientes de Australia, Austria, Italia, España, Estados Unidos de América, Suiza, Colombia, Brasil, Inglaterra, Francia, Sudáfrica, Corea e incluso uno con raíces de Burundi. A todos les escantaba escuchar mis historias de cuando estuve en sus países natales y los lugares que visité allí. Todas las propinas fueran dadas para mis próximas aventuras, jeje.

Al pasar de los días muchas camareras se enfermaban debido al cambio de clima entre lluvia y sol y la rotación de trabajo dentro y fuera de la carpa. Pero todos continuamos trabajando con la misma sonrisa en los labios como el primer día. Yo estaba adolorida, tenía ampollas en los pies de tanto caminar diariamente, me dolía la cabeza, las manos y sobre todo los nudillos/articulaciones de las manos de cargar tantas cervezas. La verdad es que todo me dolía, pero igual me sentía feliz cada mañana al despertar y caminar al trabajo. En un día normal comenzábamos a las 9am con el chequeo diario de las mochilas y bolsas en la entrada del Wiesn. De ahí caminábamos hacia la carpa para limpiar y preparar las mesas ya que todo debía de estar listo a las 10am cuando abrían las puertas, entraban los primeros clientes y la banda sonora comenzaba a tocar la música. Luego trabajábamos todo el día vendiendo cervezas y comida con una pausa para comer algo nosotras mismas. Hasta que finalmente limpíabamos todo en la noche al cerrar a las 10pm y contábamos el dinero. Unos días terminábamos totalmente felices al ver la propina recibida y otros días menos felices (mi colega hizo unas fotos de mi rostro representando esa alegría/tristeza, jeje). Y luego se repetía todo desde el principio al día siguiente…durante 18 días!

Mi bolsa después de 18 días de chequeo en la entrada del festival

 

Los días con buena propinan se ven así
Los días con mala propinan se ven así

Yo me siento muy, pero muy feliz y agradecida de haber tenido la oportunidad de trabajar en el Wiesn y sobre todo en esta carpa tradicional. Qué experiencia! Yo escuchaba todo el tiempo que las camareras de las otras carpas andaban muy estressadas. En nuestro caso si tuvimos algunos días muy estressantes, como es lógico, pero también algunos días mas relajados dependiendo del área donde nos tocara trabajar y de las mesas que nos fueran asignadas. El trabajo fue bastante balanceado y con un sistema justo para todos los camareros.

También estuve muy feliz al ver cuantos amigos me visitaron. Casi diario tenía visita de amigos de la escuela de salsa, o de la universidad, o algunos ex-colegas de la compañía de impuestos donde yo trabajaba antes e incluso amigos de otras ciudades. Un día que terminé de trabajar temprano y fuí a otra carpa a visitar a otros amigos conocí a una pareja de Pennsylvania que estaban en Munich solo por 2 días y al día siguiente vinieron a verme a mi trabajo. Otra chica que solo conocí a través de Instagram debido a mis fotos de viaje también vino a visitarme desde otra ciudad con su esposo que además resultó que era cubano. Increíble, no?

Una pareja de Pennsylvania que vino a visitarme

 

Amigos que conocí a través del Instagram vinieron a visitarme

Que si quiero trabajar nuevamente en el Oktoberfest? Siiii, siiii y siii. Me encantó y realmente lo haría de nuevo.

Qué haré con el dinero? Hmmm… es realmente buen dinero por solo 18 días de trabajo y obviamente iré a hacer otro viaje por el mundo. Próxima parada: el Caribe y Centroamérica empezando muy pronto. Sígueme en mis viajes!!!

Algunos datos estadísticos del Oktoberfest este año 2017:

En general:

– Hubo 6.2 millones de visitantes incluyendo 480.000 en el Oide Wiesn

– 7.5 millones de litros de cerveza fueron vendidos

– Leí que en la oficina de objetos perdidos del Oktoberfest reportaron 1.300 pasaportes encontrados, 600 carteras/billeteras, 520 celulares, 360 llaves, 100 bolsas and 15 cámaras entre otras cosas. Woww!

En particular:

  • El Oide Wiesn (donde yo trabajé) es una carpa tradicional un poco diferente a las demás. Aquí se puede escuchar otro tipo de música diferente y ver presentaciones de bailes tradicionales. Hay una pista de baile y a los visitantes no se les está permitido bailar encima de los bancos/asientos como en las otras carpas.
  • Hay cerca de 5.000 asientos de capacidad dentro y unos 3.000 en el área de afuera.
Las bailarinas (Trachtenverein)

Los músicos del domingo

https://www.facebook.com/itravelanddance/videos/480476215666433/

 

Qué aprendí en el Oktoberfest?

  • Trabajo en equipo: lo más importante es tener un buen equipo de trabajo con personas en las que puedas confiar. Yo tuve mucha suerte de haber conocido a Sophia. Ella y yo éramos, tal y como ella le decía siempre a los clientes, el equipo especial bávaro-cubano. Las dos trabajamos este año por primera vez pero nos entendimos perfectamente desde el primer segundo. Y si, éramos el equipo perfecto, ella cantante y yo bailarina. Qué bien, no? Ella incluso cantó en nuestra fiesta de despedida en el trabajo la última noche.

Sophia, la mejor colega
  • Idioma: Si puedes hablar alemán pero no puedes hablar bávaro no te preocupes pues los clientes bávaros estarán más que contentos de enseñarte a hablarlo, jeje. Yo aprendí más palabras bávaras en esos 18 dias que en los 15 años que llevo viviendo en Baviera. Solo espero no olvidar lo que aprendí y poder usarlo el próximo año.
  • Dificultades: este trabajo no es nada sencillo y tampoco es fácil de conseguir (sobre todo si aplicas sin tener ningún conocido o ninguna recomendación) pero nada es imposible si realmente quieres lograrlo
  • Destrezas: necesitas muy buena coordinación, memoria, fuerza y determinación para cargar todo ese peso caminando tantos kilómetros y tantas horas
  • Paciencia y respeto: se necesita mucha paciencia, no solo con los clientes incluso cuando ellos mismos no tengan paciencia, sino también con los colegas, ya que trabajando con más de 200 camareros es obvio que no se puede tener la mejor relación con todos y cada uno de ellos, y más aún cuando se trabaja con tanto stress. Solo hay que relajarse y sonreir y tratarnos todos con respeto aún cuando se está en stress.
  • Balanza/equilibrio: hay otras carpas en las que se puede ganar incluso más de lo que hemos ganado aquí, pero se tendrá el doble de stress que hemos tenido nosotras. Es la decisión de cada uno: más dinero con más stress, o menos dinero (pero de todas maneras buen dinero) con la mitad del stress. Yo pondré todo eso en una balanza y lo pensaré para el próximo año, jeje
  • Dieta involuntaria: se puede perder peso en varios días. Mi colega Sophia dice que perdió 3 kilos en 18 días, yo no quiero ni saber cuántos he perdido yo, jeje
  • Buen servicio: mientras más interactúes con los clientes, más te divertirás tú misma en el trabajo y ellos también en su fiesta, y mientras más felices estén ellos, pues más propinas te darán. Eso funciona! No se trata solo de vender más y ganas más dinero como ya mencioné en mi artículo anterior, sino se trata de dar un buen servicio a los clientes
  • Propinas: algunos clientes extranjeros no saben que una parte considerable del salario de las camareras se basa en las propinas. No es necesario molestarse si no te dan propinas, pero puedes explicarles de una manera agradable y correcta cúan importante son las propinas para las camareras. En realidad me tomó varios días pero luego encontré una vía de explicárselo a los clientes y desde ese momento cuando comencé a usar mi propio método me dí cuenta que mis propinas aumentaron de un 8% a más de un 10% aproximadamente y fue chistoso porque además los clientes se veían más felices y disfrutaban más al darme propinas. Yupi!!!
  • Trabajar con personas borrachas: obviamente es agradable conocer cada día nuevas personas de diferentes países pero muchos de ellos estarán borrachos para el final de la noche. Algunos se comportarán de manera chistosa y otros agresiva. Hay que saber tratar todos los carácteres. Miren este video que puse en mi Facebook: ( https://www.facebook.com/itravelanddance/videos/481569245557130/ )

https://www.facebook.com/itravelanddance/videos/481569245557130/

Un francés a las 3pm. Él estaba con un amigo, que al darse cuenta que su colega se quedó dormido, se cambió a la mesa de al lado, hizo nuevos amigos, y dejó a este chico aquí así, jeje
Clientes agradables de Suiza que ordenaron 2 cervezas por persona al sentarse en la mesa 😱😜
  • Objetos perdidos: Mejor no lleven nada valioso a la Wiesn. Ya leyeron las estadísticas que puse más arriba acerca de todos los pasaportes, cámaras, llaves, teléfonos, etc que han aparecido perdido en el Oktoberfest, no? Aunque yo no tomo cerveza (porque no me gusta y tampoco se me está permitido mientras trabajo), definitivamente no llevaría nada valioso al Oktoberfest. Todas las fotos incluídas en este artículos las tomé con mi teléfono.

En nuestro último día de trabajo tuvimos una fiesta de despedida solo para los trabajadores. La comida y la bebida eran gratis para todos nosotros. Bailamos, cantamos, nos abrazamos y todo se sentía tan bien después de haber trabajado 18 días seguidos juntos, incluso cuando no nos conocíamos todos porque obviamente éramos muchos trabajadores pero todos compartimos un gran logro y todos estábamos muy orgullosos de nosotros mismos. Celebramos juntos como una gran familia.

Parte de nuestro equipo y nuestro jefe de equipo en el último día de trabajo
En la fiesta de despedida el último día de trabajo 😜
En la fiesta de despedida el último día de trabajo 😜

https://www.facebook.com/itravelanddance/videos/481396232241098/

 

Cuando la fiesta se terminó y yo ya me iba caminando a casa sola tarde en la noche, ví como empezaban a desmontar todas las carpas. Fue un sentimiento tan extraño. Sentí como mi última noche en Shanghai o mi último día en Nueva York cuando volteé mi espalda para ver una vez más los espléndidos paisajes del Bund y Manhattan y pensé: „Yo sé que pasará algún tiempo hasta que nos veamos nuevamente, pero me he enamorado… y ya te estoy extrañando“. Entonces las luces se apagaron y yo caminé a casa a dormir y recuperarme por 2 días completos antes de irme al gran congreso de Salsa en Berlin a bailar 3 días sin parar.

Oktoberfest de noche

Qué más puedo contarles? Bueno… pongan al Oktoberfest en su lista de lugares para visitar próximamente y vívanlo ustedes mismos, no solo la locura del resto de las carpas pero también la carpa tradicional Oide Wiesn para ver más de la cultura bávara.

Vengan a visitar el equipo especial bávaro-cubano el próximo año en el Oktoberfest y…no olviden darle propina a la camarera!!! Jeje

https://www.instagram.com/p/BZS0wH2lcXH/?taken-by=itravelanddance

Esta es la foto del salto de felicidad después de haber trabjado 18 días seguidos en el Oktoberfest…YEAHHH

La verdad es que nos divertimos muchísimo trabajando aquí.

Disfruten mis artículos y estén atentos al próximo!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *